Barthes y la danofobia

Hay una foto de un soldado argelino con el uniforme francés en la revista Paris Match de 1956. Los franceses y Brigitte Bardot, el discurso político de la derecha francesa, la vuelta de Francia en bicicleta, todo apunta a cual es la imagen que los franceses tienen de ellos y en caso de las revistas, cual es la imagen que nos quieren vender del gobierno.
Barthes nos da las herramientas para que descubramos la mentira de las imágenes, nos enseña a desmitificar y hoy si vemos unos pocos minutos de televisión descubrimos que la publicidad, que la comunicación política sigue haciendo mitologías, en el sentido de sacar conejos del sombrero sin que de eso nos demos cuenta, este ejemplo se acerca a las mitologías de Barthes.
La industria lechera española tiene superproducción y los creativos publicitarios (y no los ingenieros en alimentación), inventan productos, una leche que te da juventud, otra que te quita el colesterol, otra que hace crecer a los niños, luego vienen las mezclas con frutas, chocolate, etc. y lanzan devastadoras campañas publicitarias para vender los danones, danonico, danocol, danorrea, etc.
Hay otra publicidad claramente mitológica: la de los Ing Direct, aparece un personaje como el cabezón del barrio, el panzón del apartamento de enfrente o la solterona del piso de arriba, todos con voz aflautada e insegura nos cuentan sus orgasmos con Ing Direct. Esta clara la maniobra, el timo.
Creo que el timo puede pasar por sustituir los hechos por efectos emocionales, puede que por allí va la cosa. Siempre que me han timado, han empezado con frases como "Hola amigo", me han palmeado el hombro, me han sonreído, me han llamado por mi nombre de pila.



Categories: ,
0