Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando las entradas de noviembre, 2006

Bruce Lee o bmwaterclose

Empty your mind, dice Bruce, frente al hombre que quiere comprar un coche. Bruce no viste traje a rayas como suelen hacerlo esta raza de mentirosos. Nunca había visto tanto a Bruce Lee como ahora gracias a BMW, me lo muestran con una frase inteligente pero que BMW la saca totalmente del contexto como suele la publicidad banalizar todo.
Un amigo, que era sicólogo, le apasionaba ver películas de Bruce Lee y lo peor era cuando me las quería contar.
Creo que la pornografía y las películas de Karate tienen alguna similitud, son explicitas y van al grano, todo está montado para ver a un personaje haciendo el amor con un ejercito o peleando contra él mediante disparatados golpes y poses sexuales.

Agujero negro

Hay una entrada a un mundo replegado sobre si mismo; es una caverna donde el Señor de las Moscas nos aguarda; la duda es si todo lo que el agujero negro succiona, chupa o lame es destruido en su finitud y convertido en un ladrillo más en la pared; como un átomo más sin documento de identidad que lo recupere en su autoestima.
Hubo un debate entre dos golosos científicos, no recuerdo bien, creo que uno era Gódel, no sé bien, lo cierto es que el agujero negro es una caja negra, donde las cosas pueden seguir estando en su condición previa de seres finitos y por otra lado formar parte de las paredes lacustres del agujero negro.
En la película Alien, el astronauta entra en un agujero negro, en un planeta desesperado y perdido. Camina entre lo que parecen crisálidas, tal vez un recordatorio, que si entramos en ese agujero negro quedaremos convertidos en crisálidas aguardando la llegada de un nuevo visitante.
Tal vez más allá del google, los directorios teléfonicos, el afan de notoriedad que rep…

El mal de ojo

De lo que puedo estar seguro es de la existencia de lo que me hace mal o de lo que le puede hacer mal a un amigo. Todo lo demás puede ser una divagación para tranquilizar la bilis que te produce que te puedas sentir defraudado por alguien y entonces considerar que te han hecho el mal. Las comadronas hablan del mal de ojo, cuando alguna arpía se queda tiesa como una gallina hipnotizada frente a la cuna de un bebé.
-Pero es que niño no come, no se ríe, está empachado o hay que curarle el mal de ojo -dicen las comadronas mientras arropan al bebé y se lo llevan a otra comadre que cura esos males. Ella vive en la punta del barrio, en una casa que el instituto de la vivienda le ha "emprestado".

La mirada proviene de una mujer que desea al padre del niño, es una mujer que no es feliz y de solo ver lo bonito que es, se arrebata de envidia, y allí está todo. Esta teoría es la mas convincente para las mujeres que se retiran de la casa de la curandera del barrio; y ya se nota el cambio,…

La pecera

Mandragoria es como una pecera a la que hace tiempo que no le cambian el agua. Eso me parece y no se cuando me asaltó esa idea pero me pareció buena, de algún modo solo pretende explicar lo que siento caminando por Mandragoria, viviendo en ella. Las caras de la gente de Mandragoria es lo que más tiene aspecto de peces a los que hace tiempo que no le cambian el agua; tampoco quiero generalizar, solo me refiero a la gente que me cae mal, gente que ni conozco, gente con la que me estoy cruzando en un pueblo de 10.000 habitantes y cuyo casco urbano no supera el kilómetro cuadrado.

Somos como peces saltando en la arena, después que la marea ha retirado el mar y nos quedamos claqueando en la playa, sofocados por la falta de agua.